El Eón Alicante jugará la final de la Copa AON Comunitat Valenciana ante el BM Benidorm gracias a su victoria en el último segundo contra el Fertiberia Puerto Sagunto. Un gran lanzamiento de David Jiménez, a cuatro segundos de acabar la semifinal, otorgó el triunfo a los alicantinos, tras un partido intenso y muy igualado. Ambos equipos afrontaron el encuentro con mucha seriedad y, a pesar de estar a mitad de pretemporada, el choque dio muestras de lo que ambos clubes pueden dar de sí a lo largo de la temporada.

El Eón Alicante mandó en el inicio del partido, imponiendo su ley en ataque. El equipo de Óscar Gutiérrez abrió la ventaja a dos goles, capitaneado por Emil Feuchtmann, y disfrutando de la contundencia de David Jiménez. Una doble exclusión y la buena actitud defensiva del Fertiberia Puerto Sagunto evitó que el Eón Alicante rompiera el partido a las primeras de cambio. Un tiempo muerto local detuvo el vendaval alicantino y cambió el guión. El Fertiberia, ayudado por la afición que se dio cita en el Pabellón Ovni-Internúcleos, reaccionó gracias a la efectividad desde los siete metros y al buen hacer ofensivo de Adrián Nolasco y Álex Ortega. El equipo local llevó el partido a su territorio, evitó que el Eón Alicante se sintiera cómodo en la pista, y llegó a tener una diferencia a favor de tres goles. El Eón Alicante apretó su defensa y aprovechó sus extremos para marcharse al descanso perdiendo por la mínima (12-11).

En la reanudación, el Eón Alicante repitió su buena salida del inicio, volteó de nuevo el marcador, y otra vez dio la sensación de poder romper la semifinal y vivir con cierta comodidad el final del partido. Pero la intensidad local impidió que los alicantinos fueran superiores. El Eón Alicante notó la carga física de los entrenamientos, no pudo sentenciar el partido cuando lo tenía de cara, y se vio abocado a un final de infarto. En cinco minutos, del 50 al 55 de partido, el Fertiberia pasó de perder de dos goles a dominar por dos (24-22). Casi contra las cuerdas, dos buenas acciones defensivas volvieron a empatar el partido. Ya en el último minuto, una falta en ataque del Fertiberia dio al Eón Alicante la última posesión para intentar evitar la prórroga. Y en el último suspiro David Jiménez demostró su instinto para lograr el gol definitivo.

El Eón Alicante jugará la final ante el BM Benidorm, vigente campéon del torneo autonómico, y representante del balonmano valenciano en la liga Sacyr ASOBAL. El partido se disputará el próximo sábado 4 de septiembre a las 19,00 horas en el Palau D’Esports L’Illa de Benidorm.

Fotografía: Jordi del Puente / Federación Balonmano Comunitat Valenciana

Fertiberia Puerto Sagunto – 25 (12+13): Ignasi Admella, Alejandro Alfonso (2), Àlex Ortega (7), Álvaro del Valle (2), Aarón Díaz (3), Rafael Marques, Valter Soares (1), Óscar Camacho, Pablo del Rincón (1), Daniel Martínez, Adrián Nolasco (3), Arnau Fernández (2), Javier Manzano, Daniel Sedano (2) y Vicente Manuel Poveda (2).

EÓN Horneo Alicante – 26 (11+15): Pepe Martín, Nacho Mirallave (3), David Jiménez (5), Yeray Mancebo (2), Sergio Martínez (2), Didac Villar, Emil Feuchtmann (3), Juande Linares (3), Kiko Padilla, Luis Hernández, Ximo Delgado (1), Alberto González (1), Francisco Llopis (2), Matheus de Novais (2), Emilio Martínez y Cristian Moll.

Árbitros: Daniel Toro y Albert Pérez (Comité Catalán)